Hablar de Casas del Castañar nos lleva a hablar del Valle del Jerte, comarca única en la que se enmarca nuestro pueblo en la sierra de Tormantos, a 675 metros sobre el nivel del mar y asentado sobre una gran pendiente a los pies de un vasto y extenso bosque de robles y castaños.

Desde algunos puntos de la zona se pueden contemplar todos los pueblos del Valle, siendo éste un lugar con unas magníficas vistas sobre el río Jerte y las últimas estribaciones de la Sierra de Gredos.

Síguenos
TOP
Image Alt
Casas del Castañar

Historia

Desde los Celtas hasta nuestros días.

La historia de Casas del Castañar comenzó a escribirse desde tiempos remotos.

La historia de Casas del Castañar comenzó a escribirse desde tiempos remotos. De hecho, existen en las inmediaciones restos de un poblado celta e incluso tumbas antropomórficas que lo demuestran. No obstante, si nos centramos en los orígenes directos del pueblo tal y como lo conocemos hoy, tenemos que hablar de La Asperilla, un antiguo asentamiento ubicado en el margen izquierdo del río Jerte que ya aparece documentado en tiempos de Alfonso XI como un lugar de caza de osos y lobos. De hecho, el oso que protagoniza el escudo del municipio nos da una pista clara.

Durante la Guerra de la Independencia con los franceses, entre 1808 y 1814, La Asperilla comenzó a despoblarse y sus habitantes se desplazaron para refugiarse hacia los secaderos de castañas ubicados en la sierra. De ahí el nombre del pueblo. Estos primeros moradores se establecieron al abrigo de los árboles de los que dependía su actividad y poco a poco aquellas casas de campo se convirtieron en viviendas permanentes organizadas en un trazado irregular en torno a la iglesia de San Juan Bautista. Como dato curioso y a la vez relevante, cabe mencionar que el cura fue el último habitante de La Asperilla que se negó a abandonar el pueblo original. Por ello se cree que en la iglesia actual se conserva la pila bautismal del tempo del pueblo anterior y una piedra en la que se habla de un terremoto del siglo XVIII.

Casas del Castañar se constituyó como municipio constitucional a la caída del antiguo régimen y en 1834 quedaría integrado en el partido judicial de Plasencia, ciudad de la que la que tan solo la separan 20 kilometros. El motor económico local es la agricultura, estando la actividad diversificada principalmente entre cerezos y castaños.

You don't have permission to register